miércoles , 10 agosto 2022
Migrantes en frontera mexicana; no tiene acceso a los servicios públicos: Giselle Arellano

Migrantes en frontera mexicana; no tiene acceso a los servicios públicos: Giselle Arellano

La migración de mexicanos hacia los Estados Unidos es un fenómeno que ha venido creciendo en forma masiva en décadas recientes, afirmó la Licenciada en Mercadotecnia Giselle Arellano al agregar que con ello se crean repercusiones socioeconómicas, políticas y culturales en ambos lados de la frontera, donde del lado mexicano; se alojan miles de inmigrantes que por determinado tiempo radica en las ciudades fronterizas en espera de lograr el “sueño americano”
Apuntó que cuando llegan al destino, a menudo tienen dificultades para acceder a los servicios de salud, a la vivienda, a la educación o al empleo y corren el riesgo de convertirse en blancos fáciles de abuso, extorsión y explotación; debido a la falta de una red familiar protectora o de información, o bien por no tener los documentos en regla.
Pero cuando esta migración aún está en tránsito y radica en las ciudades fronterizas de México, la también migrante, Giselle Arellano destacó que, se ve afectado el entorno y las condiciones de salud de los habitantes de estas regiones fronterizas, donde los servicios sanitarios tradicionalmente ofrecidos por los gobiernos locales son insuficientes.
En este sentido destacó que las dificultades que enfrentan los gobiernos municipales en las principales ciudades fronterizas (Tijuana, Ciudad Juárez, Mexicali y Reynosa) para proporcionar servicios públicos a la población migrante son la falta de recursos y la inseguridad, la cual hace que los migrantes sean víctimas de crimen y violencia durante su estancia en México.
La también migrante señaló, que lo anterior significa que los gobiernos municipales enfrentan el reto de proporcionar servicios públicos a una población que está en constante movimiento y que a menudo no tiene acceso a los recursos necesarios para hacer frente a sus necesidades básicas además de que debido a la falta de documentación, muchos migrantes no pueden acceder a los servicios públicos de salud, educación y vivienda a los que tienen derecho.
Es por ello que, -subrayó Giselle Arellano- lo anterior significa que muchos niños migrantes no reciben una educación adecuada y muchas personas enfermas, no pueden acceder a los tratamientos médicos que necesitan, lo que refleja que por la falta de recursos, los gobiernos municipales; sean incapaces de proporcionar a los migrantes el apoyo necesario para que su estancia sea segura y puedan en determinado momento, regresar a sus hogares o continuar su camino hacia el país vecino.
Destacó que ante tal movilidad, la mayoría de las ciudades fronterizas de México se encuentran en estado de emergencia y no pueden hacer frente a los nuevos problemas planteados por la inmigración, a pesar de que el Gobierno Federal asigne fondos para atender a los inmigrantes, estos recursos son insuficientes, por lo que el costo de los servicios de salud está siendo cargado a los gobiernos locales, los cuales se están quedando sin fondos para atender las necesidades de los habitantes locales, produciendo mayor pobreza, desempleo e inseguridad.
Asimismo, Giselle Arellano afirmó que la situación por la que pasan las ciudades fronterizas, ésta es aún más grave en las zonas rurales, ya que el acceso a los servicios es limitado y las condiciones de vida son generalmente pobres, por lo que en estas áreas, el impacto de la inmigración ilegal se ha sentido de manera más significativa, ya que los recursos locales se han visto drásticamente reducidos, creando un mayor nivel de pobreza debido al aumento de personas que necesitan ayuda para sobrevivir.

** Giselle Arellano es Lic. en Mercadotecnia por el ITESM y la California State University of Northridge.

Acerca de admin

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*