miércoles , 5 octubre 2022

El próspero negocio de la migración ilegal en Texas

Para los activistas que hacen voluntariado en defensa de los
inmigrantes, sacar provecho económico de ellos es «repugnante». Pero
el negocio de la inmigración ilegal en Texas genera prósperas cárceles
y emplea a prestamistas, usureros y abogados de medio pelo.

Texas está en el centro del escándalo por la política «cero
tolerancia» de Trump. Más de dos tercios de las detenciones tienen
lugar en Texas. En año fiscal 2017, por ejemplo, la patrulla
fronteriza aprehendió a 303 mil 916 individuos en la frontera sur. De
ellos, 207 mil 693 fueron capturados en Texas, según la oficina de
migración ICE.

Por eso Texas tiene, también, la mayor cantidad de prisiones para
inmigrantes. Construido en 1983, el centro de detención en Houston fue
la primera prisión privada de la historia moderna de Estados Unidos.
Sus dueños, Corrections Corporation of America (CCA), y GEO Group son
las dos mayores corporaciones de prisiones en EU. Ambas cotizan en
bolsa.

CCA (ahora CoreCivic) opera cuatro centros de detención contratados
por ICE en Texas. La segunda, GEO, opera tres, más un cuarto en
construcción. Las dos tienen más de 120 prisiones cada una en todo el
país.

El presidente de GEO, George Zoley, informó en 2017 de un contrato con
el gobierno federal de 110 millones de dólares.

Según el centro de investigación In The Public Interest (INPI), este
esquema provoca que el encarcelamiento masivo por delitos menores
-como el ingreso ilegalsea promovido en la esfera privada. Ambas
corporaciones, «juntas, han gastado más de 10 millones de dólares en
candidatos políticos y casi 25 millones en cabildeo desde 1989»,
señaló en un reporte de junio. GEO y CoreCivic sumaron ganancias
anuales de cuatro mil millones de dólares en 2017, según documentos..

«Es una industria que da cabida a un lobby a favor de que las
sentencias sean más largas (…) y más severas, porque siempre que hay
una cama ocupada, ellos hacen dinero», dijo la ONG Migrant Center for
Human Rights.

Según ICE, en el año fiscal 2017 el promedio de población diaria de
inmigrantes era de 30 mil 539 individuos. Este año fiscal, la cifra ya
alcanza 50 mil 379.

Pero también hay 31 centros para niños en Texas, bajo contrato de la
Oficina de Reasentamiento de Refugiados (ORR). «Casa Padre», una
exfarmacia Walmart en Brownsville donde viven más de mil 400 varones
menores de edad antes de que sean enviados a casas de adopción
temporal, es el mayor de los refugios que posee Southwest Key
Programs, algunos de los cuales han sido acusados por inspectores
estatales de maltratar a los niños.

Bloomberg informó que Southwest Key recibirá del gobierno más de 458
millones de dólares este año.

Acerca de admin

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*