EN EL MISMO BARCO

EN EL MISMO BARCO

Por Clemente Castro González

Algunos integrantes de la clase política del Partido Revolucionario Institucional (PRI), que son candidatos a una diputación federal, no sólo están disputando esa representación sino la posibilidad de estar vigentes con miras al futuro.
Y es que personajes como MERCEDES DEL CARMEN GUILLÉN VICENTE, ALEJANDRO GUEVARA COBOS y MIGUEL GONZÁLEZ SALUM, quienes compiten en los distritos 08 Tampico y 06 Mante y 05 Victoria, en forma respectiva, podrían sepultar sus posibilidades hacia el 2016 si no alcanzan el triunfo.
Ni modo que se premie a los priistas en mención si son arrollados en los comicios a llevarse a cabo el siete de junio. Sería un despropósito.
Al contrario, si la tripleta de candidatos triunfa sus bonos seguirán al alza y serán alternativa viable.
En situación distinta se encuentra BALTASAR HINOJOSA OCHOA, en tanto que es seguro su llegada a la cámara baja por la vía plurinominal.
Sin embargo su propia condición privilegiada entraña riesgos. Y es que al ser ungido secretario de Organización del PRI a nivel nacional y ser una especie de “responsable o padrino” en la elección del distrito 04 con cabecera en Matamoros, lo obliga a rendir buenas cuentas en cuanto a la candidatura de JESÚS DE LA GARZA DÍAZ DEL GUANTE.
La lógica es simple: si el ex alcalde y ex diputado federal no controla a los grupos políticos y bases del tricolor de ésta localidad fronteriza, difícilmente podrá hacerlo en el estado.
Igual están en ese dilema ediles como ALEJANDRO ETIENNE LLANO (Victoria), JOSÉ ELIAS LEAL (Reynosa) y GUSTAVO TORRES SALINAS (Tampico), si entre sus planes se encuentra seguir inmersos en los asuntos del poder.
Se supone que ellos conocen al detalle los municipios que gobiernan, de donde habrán de salir los votos que les den el aval a sus administraciones o, en contra parte, aquellos sufragios que los reprueben.
Al fin y al cabo, en tiempo y forma, tuvieron el apoyo de del gobernador, EGIDIO TORRE CANTÚ, para dar respuesta a sus representados.
De modo que si se vieron lentos, en el pecado llevarán la penitencia. Porque así funciona esto, en base a resultados.
Hay otros prospectos priistas que aprovechan el momento pero, por ahora, están más cerca del bien que del mal.
En esa lista se inscribe ENRIQUE CÁRDENAS DEL AVELLANO, coordinador de los diputados federales tamaulipecos de extracción priista, en la cámara de diputados.
Lo que hace el legislador, en tiempo de campaña, es estar al pendiente de su función a la par que realiza actividades partidistas y de gestión.
Algo similar lleva a cabo MARCO ANTONIO BERNAL GUTIÉRREZ, presidente de la Comisión de Energía en la cámara baja.
Cabe señalar que amos diputados no se desgastan aunque eso no implica que estén cruzados de brazos. Al contrario, si les marcan línea para meter el hombro a los candidatos, lo hacen.
Ambos saben que hay trecho por andar después de la elección y más vale llegar en condiciones.
Otro que se menciona para la grande, que estará en juego el año entrante, es el diputado RAMIRO RAMOS SALINAS. A él se le ve en pleno activismo lo que puede convertirse en un arma de dos filos.
Por supuesto que una eventual debacle del Revolucionario Institucional, el mes próximo, les pega a todos los prospectos al relevo gubernamental. Eso no está a discusión.
Aquí sí ni para donde se hagan: todos van en el mismo barco.
RUELTA
Que los capitalinos carecen de una cultura cívica para la conducción vehicular, lo que provoca un desorden en el tráfico y no pocos accidentes.
Al menos eso queda de manifiesto en las declaraciones de SERAFÍN MAYA SOTELO, especialista en transporte público y subsecretario de Ordenamiento Territorial del Gobierno de la entidad.
El funcionario sostiene que a eso contribuyen los propietarios de carros americanos y otros que circulan sin placas, cuyos tripulantes, por lo general, carecen de licencia de manejo.
Tendríamos que agregar que, las más de las veces, se otorga un plástico de éste tipo, en base a palancas. Es decir, sin pasar por un examen para conducir un automóvil.
Según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía en Victoria se registran 130 mil vehículos, más los ilegales que oscilan entre 15 y 25 mil, aunque hay quienes creen que son muchos más.
Lo que se observa en capital son una serie de actitudes contrarias a reglamento de tránsito y vialidad. En ese sentido, se dan los pases de altos, el manejo a velocidad inmoderada y se estacionan las unidades en lugares prohibidos e incluso en espacios para minusválidos.
Tampoco se cuida al peatón, porque no es común que se le dé el paso por parte del automovilista; además se carece de semáforos que permitan al ciudadano pasar de una calle a otra sin riesgo.
Pero no sólo lo señalado contribuye a los males que se padecen en materia de vialidad. También tenemos que personas influyentes permiten a sus hijos, menores de edad, conducir vehículos pese a carecer de la pericia y conocimiento para esto.
Coincidimos que no es con leyes como se puede superar el desorden que se padece en cuanto a la circulación vehicular y el cambio de conducta de los automovilistas. Aunque sería no tener reglamentos y ordenamientos en que basarse para sancionar las conductas ilícitas.
AL CIERRE
Hoy habrá reunión del jefe político estatal con un grupo de comunicadores.

Acerca de admin

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*